Aumento de violencia alarma a vecinos de Izabal 

Muerte de seis personas este martes refleja clima de inseguridad en Izabal, por lo que la población clama a las autoridades que atiendan ese problema.

1/2

Tres personas fueron ultimadas dentro de una refresquería en Santo Tomas de Castilla, Puerto Barrios, Izabal.(Foto Prensa Libre: Dony Stewart)

El repunte de violencia en Izabal, donde a la fecha se registran 126 muertes violentas según estadísticas del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif), preocupa a los vecinos y pone en evidencia las carencias en el sistema de seguridad ciudadana, señalan vecinos.

Este martes fueron ultimadas seis personas en distintos hechos registrados en Los Amates y Puerto Barrios, crímenes ocurridos a plena luz del día, lo que causó pánico y zozobra a los vecinos.

“Necesitamos más seguridad, no pueden estar muriendo a diario personas trabajadoras a manos de gente sin escrúpulos, la delincuencia le sale adelante a la autoridad y nada se hace”, expresó Blanca Gutiérrez, vecina de Santo Tomás de Castilla.

“De nada sirve denunciar si la autoridad nunca llega, las estaciones policiales no cuentan ni con teléfono de planta para atender las llamadas, hay que andar preguntando los números de celular de los agentes, es insólito”, enfatizó Braulio Chacón, vecino de Puerto Barrios.

Primer hecho

En el interior de una refresquería, en Santo Tomas de Castilla, desconocidos ultimaron a Rigoberto Moscoso Sánchez, de 66 años; Selvin Adolfo Morales Castañeda, 34, y Mario Jiménez, 48, quienes de acuerdo a información policial limpiaban el lugar cuando cuatro sujetos ingresaron, forcejearon con las víctimas y las llevaron al fondo del local, donde les dispararon en repetidas ocasiones.

Peritos del Ministerio Público que llegar al lugar del crimen revelaron que los fallecidos tenían el conocido “tiro de gracia” (herida de bala en la cabeza) y que el lugar se encontraba saqueado.

Un agente investigador señaló que por las condiciones del hecho, pudo tratarse de un ajuste de cuentas por una lucha de poderes de grupos de narcomenudeo en la zona.

Consternación

La muerte de dos mujeres y un menor en El Zompopero, Los Amates, ha consternado a los pobladores. Este martes, 17 de julio, un sujeto enloqueció y arremetió contra las personas que circulaban por el lugar.

Las víctimas fueron identificadas como Faustina De La Cruz, de 60 años; Abelina Rivera, 37, y Jonathan Rivera, 3, quienes fueron atacados con arma blanca por un sujeto conocido por vecinos como “Nulfito”, quien huyó luego de cometer los crímenes.

Vecinos observan el lugar donde fueron atacados con machete una madre y su hijo, en El Zompopero, Los Amates, Izabal. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)
Vecinos observan el lugar donde fueron atacados con machete una madre y su hijo, en El Zompopero, Los Amates, Izabal. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)

“De un momento a otro empezó a gritar y a perseguir a todos con un rifle -antes de atacar a las víctimas- y luego se perdió por el camino, llamamos a la Policía y nunca vino, apareció hasta que estaban muertas las señoras y el pobre niño, solo Dios con nosotros en este pueblo”, manifestó Marta Morales, vecina.

Según relataron vecinos a las autoridades, Abelina y su hijo Jonathan se encontraban en su vivienda cuando el victimario llegó y los atacó con un machete y ultrajó a la mujer.

Agentes policiales indicaron que después de cometer el doble crimen el sujeto salió de la vivienda y en su huida se encontró con Faustina, quien regresaba de comprar maíz en una tienda, a quien también violó y atacó, y huyó del lugar. 

La Policía Nacional Civil (PNC) interrogó a la familia del agresor, pero dijeron desconocer su paradero y que era una persona que ingería licor de forma constante.

Seguridad

La gobernadora Anneth Orellana, sostuvo una reunión con el director de la PNC, Erwin Tzi, el diputado Byron Chacón y el jefe de la Comisaria 61, Domingo Lucas, para abordar el tema de la violencia que mantienen en asedio al departamento y concretar un plan de acción que combata al crimen organizado y reduzca los indices de muertes violentas.

Tzi indicó que este mes será reforzada la Comisaria 61 a través de un contingente de nuevas autopatrullas y más agentes para fortalecer la cobertura en los cinco municipios del departamento.

Orellana manifestó la necesidad de establecer nuevas estrategias porque los crímenes han aumentado en las últimas semanas y se ha buscado a través de unidades de prevención del delito, en coordinación con líderes comunitarios, algunas estrategias conjuntas para reducir la violencia; pero indicó que las carencias de la PNC afectan el desarrollo de esos planes.

En lo que va del año se han registrado 126 crímenes en Izabal. El año pasado, las muertes violentas en el departamento sumaron 239.

Contenido relacionado:

> Fellecidos hallados dentro de picop en Izabal eran de la capital

> Jóvenes invitan a no ver la violencia como normal

> Vea cómo seis asaltantes despojan a víctimas de su automóvil

Archivado en:

Comentar/Ver Comentarios

  Continúa Leyendo




Powered by